Cápsulas del tiempo

Depende. En el mundo del tabaco uno aprende bastante rápido que la respuesta correcta, frecuentemente, es depende. Hoy es lunes. Para algunas cosas, el mejor día de la semana. Depende. Disfrútenlo.

Burkina crece como tiene que hacerlo, poco a poco, como “lluvia fina” que decía siempre mi maestro Raimundo de los Reyes, que es la que cala bien. Gracias a todos.

Ya tenía pensado hacer una entrada sobre este tema pero ayer Facebook, que últimamente se empeña en recordarte fotos del pasado (menos mal que yo no me arrepiento de nada que no haya borrado), me lanzó esta imagen de Montecristo Sublimes Edición Limitada 2008 (164 mm x 54) y eso ha precipitado un poco mi decisión.

Porque recuerdo muy bien cuándo y con quién fumé ese cigarro por primera vez.

Y es un bonito recuerdo.

Con los buenos cigarros sucede, al menos a mí me pasa, que son como cápsulas del tiempo. Incluso cuando uno ya ha fumado muchos en su vida, hay algunos que están indeleblemente escritos en el muro del recuerdo, asociados a una cara, a un gesto, a un chiste, a una camaradería, a una expresión y se conservan allí a la espera de volver a ser revividos.

Así, la elección de un cigarro en una cava podría llegar a considerarse como la compra de un ticket de ida en una máquina del tiempo: ¿qué grato momento de su vida desea volver a sentir? ¿A qué persona le gustaría a tener otra vez a su lado? ¿Qué acontecimiento quisiera usted rememorar?

Yo llevé este cigarro especial, una de las mejores ediciones limitadas de Habanos monte sublime(para mi gusto), junto con el H.Upmann Magnum 50 EL 2005, a un encuentro especial con dos buenos amigos. Quedaba con ellos a menudo, no he dicho que fuera algo extraordinario: he dicho que era especial. Siempre era especial.

Si yo tuviera tres Montecristo Sublime Edición Limitada 2008 repetiría aquella tarde con David Torres y Rafa Martínez Simancas en un bar de la calle Huertas de Madrid.

Rafa ya no está, pero ese cigarro me lo ha vuelto a traer con toda su grandeza, su increíble ingenio, su altura, su elegancia, su saber estar y lo he tenido a mi lado, con Torres, y hemos discutido de política sin ponernos de acuerdo, ni falta que hacía; nos hemos maravillado juntos ante la belleza y nos hemos reído hasta que la tarde ha muerto ahogada en sollozos.

Nos hicimos amigos sin pensar, despacio, sin exigencias de tiempo ni de ningún otro tipo, porque Rafa era, como todo buen fumador de cigarros, un hombre generoso.DSC05965

Era un tipo Sublime y un periodista de Edición Limitada al que tenía que abrazar de puntillas.

Esta tarde Montecristo me lo ha traído un rato y su recuerdo me ha hecho sonreír.¡Grande Rafa!

Para que luego digan que el tabaco es malo.

Depende.

 

Anuncios

4 comentarios sobre “Cápsulas del tiempo

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

BURKINA J'ADORE

Some roads you shouldn't go down

A %d blogueros les gusta esto: